YOUNG España

“Trumpizando” la política

Pablo Casado, ha decidido que la estrategia del PP en materia de comunicación, sea la de la crispación y la bilis, dejando de lado, la razón y la moderación.

El líder del PP, Pablo Casado, ha demostrado claramente estos días cual será la estrategia comunicativa de este nuevo PP, y la verdad, es que abandona la moderación y la razón, para bajar a una política de comunicación más de bilis, de estómago, de radicalidad, mentira y sobretodo de palabras gruesas que agudizan aún más el giro hacia la derecha de Vox y no el centro.

“Es usted partícipe y responsable del golpe de estado que está perpetrando en España”

Foto: Javi Martínez

La sesión de control al gobierno de ayer miércoles, nos dejó una imagen que define claramente el paso de Pablo Casado hacia la “Trumpización” de la política. Durante su turno de palabra sobre la comparecencia del presidente sobre el consejo europeo al que había ido, casado le espetó, la frase que pondría fin a las relaciones entre el PP y el gobierno:

“Es usted partícipe y responsable del golpe de estado que está perpetrando en España”. Unas declaraciones que Pedro Sánchez no tardó en reprocharle y a la vez pedirle que las retirase del acta. En vista que el líder popular no lo hacía, Sánchez dejó claro que se rompían las relaciones entre el gobierno y el PP.

Si usted (a Casado) no retira esta grave acusación, usted y yo, señor Casado, no tenemos nunca más, nada que hablar”.

Mofas al acento andaluz

El PP, también quedó retratado durante el resto de preguntas en la sesión de control. María Jesús Montero, ministra de hacienda, salió ante los medios hace unas semanas hablando de los presupuestos, y ante una de las preguntas de los periodistas, utilizó una coletilla “chiqui”. Ayer, durante la sesión de control, varios diputados populares, entre ellos Rafael Hernando, se lo fueron resacando a la ministra, que con mucha elegancia, paciencia y entereza respondió.

Otra imagen más de la política de la “crispación” que vende el PP como imagen de esta nueva etapa que pretenden hacer creer que afrontan. Las mofas al acento andaluz por parte de la bancada popular, han sido una constante, de hecho, siempre que pueden, ridiculizan a Andalucía. O sale la exministra Tejerina hablando de la inteligencia de los niños andaluces, o salen ahora diputados a reírse por una coletilla usada por una ministra, el PP ya no sabe cómo hacer el ridículo a costa de perder elecciones en Andalucía.

Ridículo, también en el Senado

Durante la sesión de control en el Senado, el PP dejó ver su peor cara. Teniendo en cuenta que es la única cámara donde tiene mayoría, el Partido Popular de Pablo Casado intentó pasearse en sus intervenciones, pero, la estrategia le salió rana. El gobierno iba preparado, dispuesto a responder a todas las preguntas (coherentes o no) y se encontró con un PP que menos de política, iba a hablar de todo y quién les paro los pies, fue el ministro de fomento, José Luís Ábalos.

Ante una pregunta sobre su viaje a Perú, dónde fue días antes del viaje oficial con su familia, el ministro respondió cabreado, en vista que la pregunta de senador del PP Francisco Martín Bernabé iba por unos derroteros hacia lo personal y no sobre lo político. Ábalos le dejó claro que el viajen lo pagó de su bolsillo, que no hubo beneficio alguno y sobretodo, que su familia no pinta nada en lo político.

Sin rumbo y sin discurso, sólo les queda la descalificación

Pablo Casado, quiere ser el sucesor de José María Aznar, y puede que lo consiga, pero, sería e Aznar del último gobierno, o sea, el peor Aznar. El Aznar expresidente que se mofaba de las campañas de la DGT y el alcohol y que a la vez provocaba sonrojo cuando se descubrió que su gobierno pudo hacer más en muchas materias y que nos mintió en el 11-M o en la guerra de Irak, a día de hoy mantiene que no mandó a nadie, pero en la foto del trio de las Azores, España estaba presente, este es el Aznar que representa Casado.

No tienen discurso, no tienen rumbo, Vox les aparece por el retrovisor y Ciudadanos les avanza por la derecha, ante este panorama, es normal que Pablo Casado, quiera que sea su imagen y no la de los líderes autonómicos, la que salga en todas las campañas. Necesita foco mediático y no sabe de dónde sacarlo, ya que los dos minutos y medio de la sesión de control se le quedan cortos y solapados por las pifias de su portavoz, Dolors Montserrat.

Van a tener que madurar mucho en el PP, y sobretodo, van a tener que empezar a hacer cambios en el discurso, si no quieren ver como su gran bancada en el Congreso de los Diputados, acaba reduciéndose a costa de que Vox entre en la cámara y Ciudadanos aumente sus diputados.

Marc Guallar

Comunicador desde muy joven.
Me encargo de la edición de las secciones de Opinión y Actualidad de la Revista Young. Informar, acercar la opinión al resto, desde un medio independiente y plural, un reto alucinante para los tiempos que estamos viviendo. ¿Lo seguimos junt@s?

Agregar comentario

  • Responsable YOUNG España
  • Finalidad Moderar los comentarios.
  • Destinatarios Tu consentimiento.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puede consultar la información detallada en https://revistayoung.es/aviso-legal/.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Publicidad

getfluence.com

Te puede interesar

Suscripciones