YOUNG España

Celos, como conocerlos y como pararlos

El ser humano es un ser celoso por naturaleza. Al ser animales conscientes de lo que somos y de lo que nos rodea, nos comparamos, y de ahí sacamos información para conocernos más y conocer mejor el mundo. Sin embargo, todo tiene su medida: ni no tener celos de nada es algo propio de un ser humano, ni tener demasiados celos, de todo y de todos, es algo normal.

Se dice, por prejuicios, que el sexo femenino es más celoso que el sexo masculino. Aunque probablemente nos diferenciemos en los “motivos que nos generan celos”, tenemos celos por igual.

En el caso de los hombres, llevo tiempo fijándome en que hay algunos que son celosos con respecto a otros hombres que sean más guapos, más extrovertidos, que hayan tenido éxito laboral, por ejemplo como cantantes o futbolistas, o, sobretodo, que se desenvuelvan mejor en la cama. Creo que esto ultimo es de gran importancia para la mayoría de ellos y como mujer es mejor no hablar mucho de este tema ya que les puede afectar de por vida.

Ellos se comparan con otros y nosotras a nuestra imagen

El tema ‘Jelous’ del cantante Nick Jonas decía “Es mi derecho ponerme mal, todavía me pongo celoso” en varias ocasiones

Respecto a las mujeres, los celos pueden ser porque consideremos a otra mujer más atractiva que nosotras, porque sea más inteligente, porque tenga una mejor relación que nosotras con nuestro novio u amigos de toda la vida…etc. Damos mucha importancia a nuestra imagen, en general, porque los hombres se fijan en ella y suelen tenerla en cuenta a la hora de relacionarse o incluso tener pareja.

Buscando la solución de nuestros celos

Si pensamos ahora en como combatir esos ataques de celos que el ser humano, por desgracia, vive en determinados momentos de su vida, esta claro que cuanto más nos queramos a nosotros mismos, por dentro y/o por fuera, más difícil sera que esos ataques nos lleguen a influir de manera importante.

Tendremos celos a veces, pero se nos pasaran, al saber que nosotros valemos y que nos pueden querer tal como somos. También, si tenemos en cuenta que las valoraciones humanas, del físico, de lo intelectual, de lo social, son subjetivas, es decir, que se basan en experiencias e ideas de cada persona, puede afectarnos menos lo que piensen los demás. La verdad absoluta no la tiene nadie y menos respecto a gustos o preferencias.

Foto Daniel Cortés

Por ultimo, combatir los celos que tienen los otros ya es algo más complicado, porque no es nuestra sensación la que queremos paliar o cambiar, sino la de ellos.

En este caso, debemos ser capaces de asumir que puedan sentir celos de nosotros y que su comportamiento pueda denotar eso mismo, por lo cual no sea, quizá, un buen trato el que ellos nos muestren. Por todo ello, nos podemos sentir frustrados porque, por mucho que intentemos “caer bien” a esa persona o tener un “trato cordial” porque la situación lo requiera, suele ser en vano.

Pues bien, si los demás nos envidian o sienten celos, por lo que somos, hacemos, lo que nos rodea, nuestros éxitos, lo mejor es seguir siendo uno mismo. Dejar de sentirnos culpables porque esas personas sean infelices y nunca intentar caer bien a esa persona, porque lo más seguro es que consigamos el efecto contrario.

Lo más efectivo es hacer oídos sordos y seguir mostrando nuestra mejor sonrisa, como decía la Pantoja: “dientes, dientes”.

Agregar comentario

  • Responsable YOUNG España
  • Finalidad Moderar los comentarios.
  • Destinatarios Tu consentimiento.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puede consultar la información detallada en https://revistayoung.es/aviso-legal/.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Lidia Fuentes Alonso

Colosal, intensa, indescriptible. Me licencié en psicología y posteriormente realicé un máster de psicología clínica, sin embargo tengo muchos conocimientos del porvenir humano, más que por mis estudios, debido a mi vida tortuosa y por mis supuestas "etiquetas mentales".
Espero poder mostraros mi particular visión de la vida, que os interese y entretenga.

Sucríbete

Te puede interesar