YOUNG España

Acumular rabia sin llegar a explotar

Los niños, cuando se enfadan, expresan su desacuerdo automáticamente, unas veces de una manera “sociablemente aceptada” u otras veces de maneras más disruptivas, pero lo hacen en el mismo momento en el que algo les molesta, y no después.

A medida que nos hacemos mayores, vamos aprendiendo a controlar nuestros impulsos y vamos negando nuestras verdaderas sensaciones.

El videoclip de “Alejandro” de Lady Gaga tiene claros guiños a la sexualidad y a la religión católica

Por ejemplo, en el sentido de la necesidad sexual, cuanto más nos reprimen o, acabamos reprimiéndonos, peor se enfoca el impulso, y se expresa de una manera cada vez más descontrolada. Ademas, reprimir es la mejor manera de incitar, porque no satisfacemos nuestros deseos, y el ser humano necesita, a veces, pensar en si mismo.

cuanto más nos reprimen el impulso se expresa de una manera más descontrolada

Por otra parte, están las necesidades básicas de alimentación y cobijo que están ahora más satisfechas en sociedades del primer mundo como la nuestra, pero que hace unos anos atrás la comida se encarecía a pasos agigantados. Actualmente la vivienda se está convirtiendo en un lujo al que muchos no pueden acceder si no es saltándose “las normas”.

Familias, parejas, gente con menos medios por su estado mental o físico, ven como la sociedad les pone demasiadas trabas para poder sentirse protegidos y no vivir en un estado de malnutrición constante.
Por último, la necesidad de defendernos y protegernos, como animales que somos, es algo que nos sale por instinto.

Policia se enfrenta a un manifestante del movimiento Blacks Matter en 2016
Un policia se enfrenta a un manifestante del movimiento Blacks Matter en 2016. John J. Kim

A medida que el ser humano ha avanzado en inteligencia y, por consiguiente, en sociabilizacion, nuestro propio “interés” se ha visto suplido, en cierta parte, por el “interés de la sociedad”. Así, por el bien común a veces dejamos de expresar nuestros desacuerdos, nuestras verdaderas opiniones, y vamos acumulando en nuestro interior sentimientos de frustración.

por el bien común a veces dejamos de expresar nuestros desacuerdos

En mi situación actual, necesito expresar la rabia que siento teniendo que “aguantar” ciertos menosprecios constantes de parte de personas que deberían ser, cuanto menos, benevolentes conmigo, por lo que yo les di algún día. La sociedad nos dice: “calla, no respondas a los ataques constantes, aguanta que así se te vera más respetable”. Pero siguiendo esos consejos, me doy cuenta de que voy acumulando rabia, porque se están negando mis impulsos más básicos de autoprotección y de protección a aquellos que más quiero.

El papel de la secretaria de la editora de la revista Runway, Miranda Priestly, es un ejemplo de como a veces tenemos que callar los impulsos de un jefe agobiante

Aunque no se consigue del todo, es bueno canalizar la rabia con actividades que nos puedan llevar a un estado de mayor tranquilidad. Yo, por ejemplo, intento canalizar la ira mediante el deporte, hablando con personas de lo que pienso y siento, o aprovechando el cariño de quien me lo ofrece de verdad.
Por otra parte, además de dichos intentos de calmar la situación, o más bien, de como la vivimos; en ciertos momentos tenemos que tomar la decisión de como vamos a actuar frente a los problemas que se nos van presentando en la vida. En este sentido, no creo que sea bueno que nos quedemos de brazos cruzados mientras se nos veja, sobretodo si nuestros valores y creencias nos dicen que debemos luchar por nuestras vidas y las de quienes nos rodean.

La cinta “V de Vendetta” (2005) cuenta la historia de como un hombre se enfrenta a una sociedad equivocada mediante los ideales

A veces, debemos ponernos una “mascara de hierro” para que no nos golpeen más, pero hacer solo eso seria tener una actitud “pasiva” en la vida, si no pasamos a la “acción”. También, creo, nos hemos de comprar una “espada” y, no solo tenerla, sino también usarla, porque si no se lucha, en según que casos nunca va a cesar el “ataque”.

A veces hay que salirse de lo que la sociedad impone, sobretodo si uno se encuentra en un limite en el que, si no lo haces, ello te va a llevar a una “explosión de impulsos” que se podía haber evitado, a pesar de que no sea tarea fácil.

Lidia Fuentes Alonso

Colosal, intensa, indescriptible. Me licencié en psicología y posteriormente realicé un máster de psicología clínica, sin embargo tengo muchos conocimientos del porvenir humano, más que por mis estudios, debido a mi vida tortuosa y por mis supuestas “etiquetas mentales”.
Espero poder mostraros mi particular visión de la vida, que os interese y entretenga.

Agregar comentario

Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com